Aplicar el colorete

Cómo Aplicar el Colorete Como una Profesional

Uno de los productos de maquillaje básico que toda mujer lleva en su cartera es el colorete ya que permite añadirle dimensión y color a los pómulos de forma práctica y sencilla, eso sí, hay que saberlo aplicar para obtener una apariencia armoniosa según el tipo de rostro.

El colorete es el toque final de cualquier maquillaje, sea diario o de fiesta, con un poco de color en las mejillas el rostro toma otra dimensión, lo importante es saber colocar la cantidad justa, la tonalidad adecuada y en la zona indicada.

Así que, si pensabas que aplicar el colorete consistía únicamente en aplicar color en las mejillas, no es así. La forma de cómo aplicarlo y la zona donde hacerlo inciden directamente en el resultado, tanto es así que si tienes un buen maquillaje y al final te aplicas mal el colorete deslucirá totalmente.

Con leer esto cualquiera pensará que es una tarea nada sencilla, pero te aseguro que una vez que practicas un poco, podrás darle a tu rostro facciones más pronunciadas y un aspecto más natural.

¿Quieres aprender a aplicarte el colorete como toda una profesional?, pues estás de suerte ya que traigo para ti una guía sencilla y explicativa con todos los pasos que debes seguir para saber cómo aplicar el colorete correctamente. Si por el contrario, necesitas una profesional cerca de ti, infórmate de los cursos de automaquillaje en Madrid. A partir de hoy el colorete se convertirá en tu mejor aliado.

Paso 1. Tener todos los cosméticos y accesorios

Te recomiendo que antes de realizar cualquier maquillaje tengas a tu disposición todo lo necesario, así no tendrás que distraerte buscando en tu estuche el maquillaje, la brocha o la paleta adecuada, así que antes de iniciar este tutorial ten a mano todos estos artículos que vas a utilizar.

  • En primer lugar, el producto estrella de esta guía, el colorete. Te aconsejo que compres una paleta ya que tendrás más variedad de tonalidades para ir descubriendo el color que más te favorece. Más adelante te indicaré en detalle el color apropiado según tu tono de piel.
  • Un iluminador, el cual va a ayudate a pronunciar los pómulos.
  • Contouring. Mi recomendación es que adquieras las paletas de contornos, son ideales porque en un solo productos tendrás varias opciones.
  • Brochas. Si tienes dudas con la paleta adecuada para ti, mi recomendación es que utilices las de corte biselado o de punta redondeada de tamaño medio con pequeños bordes biselados y de pelo natural, ya que permiten dibujar con mayor precisión el trazo deseado. Otra opción son las brocha kabuki de corte plano que se amoldan muy bien al rostro, ideales para aplicar el colorete en el pómulo.
  • Una vez tienes estos accesorios a mano, puedes seguir leyendo cómo aplicar el colorete como una profesional.

    Paso 2: Colorete en polvo o en crema.

    En el mercado podrás encontrar diversos tipos de coloretes, aunque se pueden ver con mayor frecuencia el formato en polvo compacto actualmente también lo pueden encontrar en crema. Elige aquel que te haga sentir más cómoda. Mi recomendación es que utilices el producto en crema o líquido si tienes la piel seca. No te aconsejo usar este producto en crema si eres de piel grasa ya que obtendrás una textura oleosa (aceitosa).

    Paso 3: Elegir el tono de colorete que vas a aplicar.

    Antes de ponernos manos a la obra, es importante definir qué tonalidad de colorete vas a utilizar, esto va a depender del color de tu piel. Aquí podrás conocer el tono que te corresponde:

    • Piel blanca o muy pálida: Tonos rosa claro o melocotón. Mi recomendación es que evites los coloretes fuertes.
    • Piel entre blanca y media: Tonalidades rosadas o asalmonadas..
    • Piel media: tonos rosas, dorados, y naranja.
    • Piel morena clara. Tonalidades rosas con subtono marrón.
    • Piel morena oscura: Tonalidades marrones, dorados y rosa oscuro.

    Aplicando el colorete

    Paso 4: Conoce qué tipo de rostro tienes.

    Muchas personas desconocen la importancia de la forma del rostro en el maquillaje, por ello, en muchas ocasiones copias las técnicas al aplicar el colorete que realizan las famosas Youtuber y al final se decepcionan cuando no les queda igual y la razón principal es esa. No te preocupes, te enseñaré a hacerlo.

    ¿Por qué es importante conocer el tipo de rostro para aplicar el colorete? Porque es lo que va a determinar cómo aplicarlo, en cuál área colocar iluminador y colorete. Así que, el siguiente paso es determinar si tu rostro es alargado, cuadrado, redondo, ovalado o alargado. Conoce el tipo de rostro que tienes para maquillarte

    Paso 5: Aplicando el colorete.

    ¿Conoces la forma de tu rostro? Pues manos a la obra. En teoría el colorete se aplica encima del contorno y debajo del iluminador, específicamente en la estructura ósea del pómulo. Pero para lograr mayor armonía y facciones más definidas cada tipo de rostro se maquilla de forma diferente por la zona donde se aplica. Aquí detallaremos los pasos que debes realizar para cada una de las formas, conocerás cómo y dónde aplicarlo. Acompáñanos.

    Cara ovalada

    Si queremos maquillar un rostro ovalado lo importante es mantener un equilibrio y potenciar las facciones ¿cómo se aplica el colores? Sigue estos pasos:

  • Aplica el iluminador correctamente desde la sien hasta la parte alta del pómulo. Esto marcará más tus pómulos dándole la dimensión que necesitas.
  • Elige el tono que más te guste. Toma en la brocha la cantidad necesaria, no la sobrecargues. Te recomiendo que luego de cargarla de colorete le des unos golpes leves por el mango para soltar el exceso.
  • Desliza la brocha por tus mejillas con movimientos circulares, desde el centro hasta la sien. Con incidencia en la manzana de las mejillas ¿manzana? Sí, esa zona que se pronuncia cuando sonreímos. Te recomiendo que no acentúes la inclinación de la media luna.
  • Aplica el contouring bajo el hueso del pómulo desde la mitad de la mejilla hacia afuera.
  • Con esta técnica podrás comprobar como se realzan tus facciones.

    Cara cuadrada

    Para el rostro cuadrado es necesario afinar los rasgos que le aportan al rostro un look fresco, para ello debes:

  • Aplicar el iluminador en la parte alta del pómulo paralelo a la pupila, así lograrás que la cara adquiera una forma más ovalada.
  • Coloca en la mejilla la tonalidad deseada, así afinarás los rasgos con un toque natural. Si quieres suavizar los ángulos tan marcados de tu cara, centra mayor cantidad de colorete en las manzanas de las mejillas en línea recta a 2 dedos aproximados por debajo de los ojos.
  • Aplica el contouring en la parte externa del pómulo tocando el párpado y distendiéndola hasta la mandíbula.
  • Con esta técnica consigues pómulos bien marcados sin endurecer las facciones.

    Cara redonda

    Para el rostro redondo lo que se busca con el colorete es estilizarlo, para ello sigue estos pasos

  • Coloca el iluminador desde la sien hasta la parte alta del pómulo.
  • Aplica el colorete en forma diagonal creciente, es decir, desde el centro de la parte alta del pómulo (llamada manzana de la mejilla) en dirección a la sien, eso sí sin sobrepasar el final o rabillo del ojo. Trazaremos una media luna.
  • El coutoring se coloca en la parte externa del pómulo.
  • Cara alargada

    Con una buena técnica al momento de aplicar el colorete en una cara alargada lo que se busca es minimizar la verticalidad del rostro. Para ello, puedes realizar lo siguiente:

  • Aplica colorete en la zona exterior del pómulo, 2 dedos debajo de los ojos, en forma horizontal, de adentro hacia afuera, de la mejilla hacia la oreja sin pasar del rabillo del ojo.
  • Cara Triangular

    Si quieres equilibrar los rasgos de la cara en forma triangular es necesario que realices estos pasos:

  • Coloca iluminador en la parte alta del pómulo.
  • Aplica colorete en la tonalidad seleccionada en la parte baja del pómulo haciendo una línea en forma de media luna.
  • Aplica el coutoring.

  • Aplicar el colorete

    Recomendaciones para aplicar el colorete como una profesional

  • Utiliza las brochas adecuadas, esto permitirá que puedas difuminar muy bien el colorete.
  • Recuerda antes de aplicar el producto eliminar el exceso con la punta hacia arriba para que el polvo se reparta bien sobre el pelo.
  • Ten siempre presente esta frase “menos es más”. Si es necesario que vuelvas a retocar el color, hazlo, pero no intentes aplicarte una brocha cargada porque es luego es difícil de corregir.
  • Una técnica casera muy conocida para aplicar colorete es humedecer suavemente las mejillas y aplicarlo de abajo hacia arriba en esa zona. Pero si quieres potenciar los puntos fuertes de tu cara lo idea es que lo hagas dependiendo del tipo de rostro.
  • Una técnica para armonizar la cara es utilizar el mismo color de labios en mejillas. ¿No tienes un color similar? Pues, puedes hacer una línea en cada pómulo con tu labial y luego difumina uniformemente con los dedos.
  • Recuerda que el colorete es el punto final del maquillaje y si no lo haces correctamente se verá afectado todo el trabajo realizado previamente. Toma en cuenta todas estas recomendaciones y te aseguro que conseguirás lucir como toda una reina.



    × ¿Cómo puedo Ayudarte?